Luego de la denuncia realizada por la representante de la comuna 15, Nancy Bolaño, el gobierno de la ciudad retiró los vehículos estacionados y judicializados que yacían en la calle Joaquín Zabala, a metros del colegio Federico García Lorca y del jardín de infantes que funciona ahí, en el barrio La Paternal.

Fueron en total 42 automóviles y 57 motos los vehículos removidos. Los cuales, según detalló Bolaño: “representan un peligro sanitario para la comuna, por ser un foco infeccioso y de contaminación así como también en relación a la proliferación del dengue”. A su vez Bolaño remarcó: “aunque hayan quitado los autos que no nos tomen de ingenuos, cuando les consultamos a donde fueron a parar, no nos responden. Por la red de vecinos nos enteramos que los llevaron a la calle Warnes, al lado del hospital Alvear, es decir no están resolviendo el problema, lo están trasladando por la ciudad y generando nuevos focos de contaminación”. Desde el gobierno de la ciudad expresaron “no se está compactado vehículos por la pandemia, pero mientras esperamos que se reactive el sistema los descontaminamos”.

Bolaño advirtió que este problema no se da solo en ese punto de la Comuna 15. Sino también en otros 3, ubicados en las Avenidas: Jorge Newbery, Guzmán y Warnes. En estos lugares suman más de 100 los vehículos judicializados retenidos.

A su vez la comunera explicó que este tipo de “playones” son ilegales por lo que va a presentar un proyecto de ley para que se regulen.