La próxima semana de la cumbre del G20 tendrá movimientos atípicos para el transporte público. A la inactividad anunciada por el Gobierno se suma el paro de transporte el martes 27 de noviembre, de 4 a 7 de la mañana.

Los trabajadores anunciaron que habrá un cese de actividades de 4 a 7 de la mañana por asamblea. Entre los reclamos del gremio, se encuentra el pedido de que el bono sea exento al pago de ganancias de los trabajadores, el pedido de un bono a los jubilados, y no a la reforma laboral que el gobierno quiere implementar.

También habrá restricciones en trenes y subtes entre el jueves 29 de noviembre a las 21:00 y el sábado 1 a las 22:00, por decisión del Gobierno.